A UN AÑO DEL 03 DE JUNIO, SEGUIMOS EN LAS CALLES LUCHANDO CONTRA LA VIOLENCIA MACHISTA

feministaEl 03 de junio del 2015 las mujeres, hastiadas de las situaciones de violencia y de los femicidios, salimos a copar todas las plazas del país, mezcla de rabia y certeza de que nuestros derechos solo los vamos aconseguir con la lucha.

A un año de ese gran hecho que supimos crear como movimiento de mujeres, nos encontramos con que se siguen sucediendo femicidios, aún continúan los hechos de violencia, y a lxs de arriba poco parece importarle.

Mientras tanto, somos las mujeres de abajo las que le ponemos el cuerpo y enfrentamos la violencia machista, las que desde los barrios nos organizamos para resistir al patriarcado. Resistencia que se construye desde los talleres donde ponemos en cuestionamiento los mandatos que la sociedad impone sobre nosotras, hasta los hechos más duros, como acompañar a una mujer en situación de violencia o que decidió hacerse un aborto.

Sabemos que por ser mujeres de abajo tenemos que redoblar nuestro esfuerzo de lucha contra la dominación. Ya se nos fueron muchas mujeres con previas denuncias de violencia e incluso con botones antipánico y tantas otras que perdimos por no poder acceder a un aborto legal, seguro y gratuito. Que el Estado no legalice el aborto, es una prueba más de que la vida de las mujeres pobres da igual.

El reciente y doloroso femicidio de Guadalupe Medina -una niña de 12 años que apareció violada y asesinada en una de las barriadas más pobres de la ciudad- y su posterior confusión en torno a la identidad del cuerpo, es una clara muestra de que para el Estado nuestras vidas son desechables e intercambiables.

El hecho de que “Belén” esté presa por un aborto espontaneo cuando se fue a atender a un efector de salud pública, que debía garantizar su acceso a lasalud y que, por el contrario, la termina enviando a la cárcel, muestra el circuito perverso al que somos sometidas las mujeres pobres. Lejos de garantizarse nuestro acceso a la salud, se nos criminaliza.

Además, seguimos exigiendo justicia por el femicidio de nuestra compañera Rocío Segovia, quien fue asesinada Agosto de 2014. Rocío fue asesinada en manos de su novio, Brian, a quien la justicia patriarcal se empreñó en cuidar durante estos dos años. El resultad: al día de hoy se encuentra detenido por violar a una niña de 12 años y abusar de otras dos, de 8 y 10. Insistimos en la absoluta responsabilidad del poder judicial, que busca cerrar las causas de forma expres y deja estos asquerosos hijos del patriarcado libres de hacer estas cosas.

Dijimos NI UNA MENOS

NI POR FEMICIDIOS NI POR ABORTOS CLANDESTINOS!

PORQUE… VIVAS NOS QUEREMOS!

ROCÍO SEGOVIA, PRESENTE!

ARRIBA LAS QUE LUCHAN!!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Antifascismo, Comunicados, Cultura, Feminismo, Internacional, Represión, Solidaridad, Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s