ITALIA: CARTA DEL PRESO ANARQUISTA ADRIANO ANTONACCI

Traducido por Instinto Salvajepantera_descansando-2614

“La violencia genera violencia. Independientemente de lo que está bien o mal, no importa ¿qué tan abstruso es el límite entre los opuestos y la facilidad con que pueden converger? La palabra y el concepto mismo de violencia por parte de la persona que tiene el monopolio asumen profunda mistificación. Todas las expresiones de disidencia están siendo reprimidas de manera desproporcionada… no es de extrañar … [traducción aproximada de” vagli un spiegare che è primavera”, un verso del fallecido cantante y compositor anarquista Fabrizio De Andrè]. “

Tristemente el modus operandi de la cuadrilla política, en la artística arquitectura de castillos imaginarios y acusaciones de pertenecer a asociaciones imaginarias y cualquier arma del aparato judicial estado-capital, servil y funcional al miserable poder, defensor y practicante de la lógica dominante.

Entre el concreto y el acero que me aprisiona y la servidumbre carcelaria que opera en tal sbirresca función (usher – controlador), escribo estas líneas como una salida personal y romper un silencio sofocante. Saludos y gracias de todo corazón, amigos y amigas de siempre, a todos los compañeros, las compañeras y la real solidaridad cercana. Por eso, quiero expresar mi solidaridad con todos y todas las rebeldes, con los y las oprimidas resistentes dentro y fuera de las cárceles y un afectuoso abrazo fraterno a Gianluca, compañero querido.

Considero que el anarquismo antes que nada es un sentimiento, generando sentimientos encontrados. Se puede enfatizar, minimizar, distorsionar, teorizar… un sentimiento como tal, se vive!

Pero no hay sentimiento o abstracciones en las estructuras y prácticas que ejercen el control, la gestión, la sumisión y la explotación de la vida. La devastación ambiental y el saqueo sistemático no son abstracciones.

Todas las instituciones, ya sean políticas, administrativas, económicas, financieras o socio-cultural, son directa o indirectamente responsables de la continuación del statu quo, a través de muchas medidas coercitivas, la supresión de la libertad y el ejercicio del poder, legitimado por el imperio de la ley.

La civilización imperialista moderna crece en el engaño y la corrupción, el chantaje, la militarización de los territorios y de las declaraciones explícitas de guerra. Se vomita concreto y nocividad, se traga la naturaleza, homogeniza y aniquila los pueblos y las culturas, oprime cualquier resistencia a la fuerza.

Después de todo, la tiranía de la civilización ha caracterizado a la humanidad durante miles de años, los seres humanos son una especie evolucionada, una que hace esclavos.

En el caldero mercantilizado global, la política liberal y las lógicas mercantiles dictan la ley. Todos los Estados (con algunas distinciones) presentan respetuosamente a las organizaciones supranacionales, los tratados internacionales y el estrangulamiento del dominio financiero.

Las corporaciones y multinacionales de todos los sectores tienen un poder inmenso. En nombre de los beneficios y el progreso, el uso de máscaras de benefactores y contando con la complicidad de los gobiernos, saquean y matan sin escrúpulos.

A medida que tratan de mantener su poder y sus beneficios, los explotadores y los contaminadores han hablado acerca de la sostenibilidad durante mucho tiempo, se presentan como ‘eco-amigos’ y se postulan a sí mismos como partidarios y defensores de la causa del medio ambiente… la energía y la economía se han convertido en “ética” y coloreado en verde… la hipocresía se ha vuelto insoportable!

La clase dominante ha refinado sus métodos y sus afiladas cuchillas. Analizan datos aburridos, hablan de crecimiento y desarrollo, y cada vez más totalitario en sus aspectos técnicos. Y, al hacerlo, se reúnen con el consenso silencioso.

La fauna humana civilizada está bien domada y embriagada con la información, hacinadas en megalópolis; que están hechas por los individuos despersonalizados, los psicóticos, los consumidores interesados en la auto-domesticación. Son robots “full opcional” que muestran sus accesorios inteligentes con satisfacción, están obsesionados por nada y por encima de todo por sí mismos, son hostiles hacia lo diferente, y pasan su tiempo libre en soledad en los mundos virtuales… en compañía de sus muchos ‘amigos’.

Las manadas de trabajadores honestos y desempleados desesperados por un trabajo permanecen impotentes e indiferentes, los prisioneros de la ilusión de una riqueza falsa e inestable. A veces participan en el triste teatro de indignación ciudadana como ovejas dirigidas por un perro. Por el contrario, cuando se convierten en realmente conscientes y su ira se convierte en rebelión, la máscara de la democracia se cae y revela su rostro: la policía, el ejército y la sangre. Entonces la democracia encuentra la oportunidad de probar nuevas armas y dispositivos y el poder judicial llena las cárceles del país.

Desde el comienzo de la industrialización han ocurrido eventos que producen las estructuras de poder y los océanos de cambios. A continuación, el saqueo de la vida comenzó en gran escala.

Hoy, el buen ciudadano, inconsciente e incapaz de pensar, es iluminado por una “nueva” dependencia, a la que adora como un dios y salvador: es el ‘zigurat tecnológico “prometiendo un futuro fácil y celestial y avanzando amenazadoramente y terriblemente, haciendo el ambiente artificial, esterilizando la vida con las innovaciones tecno científicas y la eliminación o modificación de los elementos naturales. Y esto genera una gran cantidad de monstruosidades.

El obstaculizar la realidad nuclear y el deterioro irreversible del ecosistema y su capacidad de regeneración, el dramático empobrecimiento de la biodiversidad, la manipulación de la naturaleza y, por tanto, de la vida misma, están dando lugar a un punto de no retorno.

El consumismo y los estilos de vida inducidos, el control de los “recursos” (energía, alimentos y recursos hídricos), la tecnología aplicada al control de los individuos y la sociedad y la militarización de avance están dando lugar a un dominio total y absoluto.

En la oscuridad de lo existente se está perdiendo la búsqueda de la belleza irracional, y el futuro inminente es cada vez más gris y angustioso, aséptico y estéril, calculable y medible y con olor pútrido.

La sociedad es el espejo del lugar absurdo donde yo estoy encerrado: una cárcel de muros infranqueables y prisiones invisibles.

El progreso, productor de la basura y la imbecilidad, es sólo un gran vertedero de residuos.

Todo está encarcelado, envenenado, la tierra está sangrando, y las células del cuerpo se están volviendo locas… opresión, explotación y muerte…

En la situación actual, se alabaron la indiferencia y la resignación. Pero me gusta pensar que en todo tiempo y lugar los opresores se enfrentan a nuestros hermanos y hermanas que se resisten.

Es necesario rebelarse con pasión, tomar las múltiples tensiones de la acción en las calles, colectiva o individualmente, y no reducir todo al análisis político estéril y masturbaciones cerebrales en reuniones de carruseles, que a menudo inhiben la individualidad. Cada uno tiene que estar con sus dudas y convicciones, “armado” con su propia voluntad, en encuentros libres en espacios libres.

Personalmente tengo varias preocupaciones sobre los objetivos proyectuales y propaganda espectacular. Aunque reconozco que estos pueden tener cierto potencial, también pienso que pertenecen a la sociedad de la apariencia, en base a nada y se sumergen en una época de hiper-información, donde la centralización de la voluntad de comunicarse, o un exceso de comunicación, corre el riesgo de crear confusión y degenerar en la exaltación como un fin en sí mismo.

No sé dónde encontrar la receta de la liberación total, y menos aún en los bolsillos; y yo no creo en una sociedad futura, aunque liberada y sin injusticia. Mi visión está íntimamente individualista, acrobática y existencial.

Por supuesto, la teoría y la práctica son y serán siempre inseparables en todos los contextos. Estoy convencido de que cada individuo animado por sus percepciones, la voluntad y la pasión puede encontrar su libertad en la autodeterminación.

Como prisionero no dejo de soñar con un mundo sin violencia autoritaria, o las dicotomías opresores- oprimidos, explotadores-explotados, un mundo sin restricciones morales y sociales y la reducción de la inhibición de todos los horizontes, un mundo libre de todas las jaulas… las jaulas son la vergüenza de la humanidad. Un mundo donde la arrogancia humana se aparte y se sustituya por una coexistencia simbiótica y enfática de todos los seres vivos, en el respeto por el equilibrio natural, un mundo en el que la búsqueda de la libertad individual es el único camino a seguir para una real y colectiva autodeterminación.

Detrás de sus muchas máscaras, la civilización industrial, científica y tecnológica esconde una cara aberrante de genocidio y la destrucción del medio ambiente … se encuentran curas para enfermedades imaginarias … en este sistema de dominación todo es funcional y muy poco es natural. Y sabotear lo existente se hace necesario.

Las luchas de liberación son caminos diferentes que convergen en una pelea. Un incendio de sentimientos cálidos se está quemando en el estómago. En la movilidad compulsiva de este tiempo que corre a gran velocidad, la malla de la represión-opresión son cada vez más inexorablemente densa… pero sus armas, sus curas sólo están en el miedo… mis ojos están siendo capturados y mi cuerpo está siendo mantenido prisionero, más allá de estas repugnantes paredes hay horizontes, y el espíritu se mantiene siempre rebelde e indomable, intacta la idea.

El cielo plomizo y el mar tormentoso… un viento de tormenta sopla…
La tierra tiembla gritando venganza, la resistencia ancestral a lo lejos…
Por amor a la vida, a la anarquía… sin pretensión… sin esperas!
Con pasión infantil y la tenacidad anarquista

Un abrazo,
Adriano

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Anticarcelario, Comunicados, Internacional, Solidaridad, Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s